La casa británica Christie’s ha subastado en la ciudad de Ginebra el Fortune Pink, que con 18,18 quilates es uno de los mayores diamantes rosas del mundo. La joya alcanzó un precio de 28,4 millones de francos suizos (similar cantidad en euros), que fue lo que pujó un postor asiático anónimo.