Tecnológicas: “Annus horribilis”. ¿Cómo será el 2023?

por | 25 Nov 2022

2022 puede calificarse ya de annus horribilis para el sector tecnológico mundial, después de, todo hay que decirlo, varios años rentabilidades increíbles. Todos los segmentos del sector han vivido una larga y dolorosa fase bajista en 2022, que terminó con una virulenta capitulación. Primero fueron las acciones tecnológicas chinas, luego los semiconductores, después las GAFAM y finalmente el segmento de software que se desplomó el 4 de noviembre de 2022.

Esta caída histórica del sector tecnológico es parte de una rotación sectorial más amplia. La tecnología registra salidas de flujos (y especialmente de las GAFAM) hacia dos tipos de sectores:

•      Los sectores cíclicos (energía, finanzas e industria)

•      Los sectores defensivos: sectores cuyas expectativas de beneficios se mantienen relativamente estables durante una recesión (productos farmacéuticos y alimentos)

Tras este apunte inicial, la cuestión ahora es saber si estamos ante un largo ciclo de rentabilidad inferior o si los valores tecnológicos vuelven a resultar atractivos.

Ya vemos razones para ser más positivos:

  1. Los segmentos que primero se rindieron (tecnología china y semiconductores) están repuntando.
  2. Algunas empresas de semiconductores han revisado ya tres veces sus previsiones y presentan ahora un nivel de expectativas con menor riesgo.
  3. Las valoraciones han vuelto a resultar atractivas para los inversores con un horizonte de inversión a largo plazo. Por ejemplo, no es raro analizar empresas con tasas de crecimiento de dos dígitos, pero con valoraciones similares a las del sector de las telecomunicaciones.
  4. Los fundamentales del sector continúan siendo excelentes y no hay indicadores que apunten a un próximo cambio en el superciclo de los semiconductores.

Por tanto, los valores tecnológicos siguen siendo atractivos a largo plazo. La cuestión principal radica en acertar con el momento de reposicionarse.

Para ello, cabe responder a varias preguntas.

  • ¿En qué punto dejarán de subir los tipos en EE.UU.?

La Fed está adaptando su estrategia, reduciendo la magnitud de las futuras subidas de tipos, pero sin cambiar su intención de elevar cada vez más el tipo final.

Por tanto, depende de los datos futuros y, en concreto, de la evolución del mercado laboral, un indicador clave para no desencadenar una espiral de precios y salarios. No obstante, creemos que se ha insinuado un giro incipiente y que lo peor del endurecimiento monetario ya ha quedado atrás. La Fed querrá medir el impacto de su política monetaria en la economía y está preocupada, y con razón, por un posible derrape del mercado inmobiliario. La subida de los tipos a corto plazo no ha terminado, pero la subida de los tipos a largo plazo puede que sí…

Nuestro escenario: estabilización de los tipos a largo plazo

  • ¿Cabe esperar nuevas revisiones a la baja de los resultados de 2023?

Pensamos que sí, ya que las previsiones de los analistas van a la zaga en las fases de recesión y algunas empresas tienden a elaborar sus previsiones teniendo en cuenta únicamente el nivel de deterioro ya registrado (y no el que aún está por venir).

Nuestro escenario: un descenso del beneficio por acción (BPA) en este momento del ciclo

  • ¿Cabe esperar una mayor compresión de los múltiplos?

Creemos que no. Al contrario, las futuras decepciones se verán compensadas por una expansión de los múltiplos de valoración; así ha sucedido en las anteriores salidas de las crisis, sobre todo si los tipos se estabilizan y aún más si bajan.

Nuestro escenario: sin reducción de los múltiplos con la estabilización de los tipos y la normalización del shock de oferta

  • ¿Hemos asistido al principio del fin de las GAFAM (Google, Amazon, Facebook, Apple y Microsoft)?

Estas cinco compañías tienen ahora tal peso en los índices (aproximadamente el 25% del S&P), que hay que hacer un análisis «idiosincrático» de estos valores. La historia del sector tecnológico incluye el auge y la caída de grandes empresas que acaban afectadas por la disrupción y siendo sustituidas por otras más innovadoras de la siguiente generación. La enorme destrucción de valor bursátil de estas cinco acciones que ha tenido lugar en octubre y noviembre podría llevarnos por esa senda. Sin embargo, nos cuidamos muy mucho de sacar esa conclusión.

Seguimos siendo muy positivos con respecto a Microsoft, por su capacidad para crecer de forma sostenible en segmentos clave como Teams, la ciberseguridad o Power Platform. Asimismo, somos positivos acerca de Google, por la capacidad de resistencia de su negocio principal, pero también por sus inversiones en inteligencia artificial (Waymo, Calico, Verily). No así tanto sobre las demás empresas, cuyas perspectivas del beneficio por acción (BPA) se han dividido recientemente por cuatro, con revisiones a la baja que afectan especialmente a las perspectivas de ingresos publicitarios. El segmento de los smartphones de Apple también se ha vuelto negativo y, según nuestro análisis, afectará a la valoración de la acción.

Nuestro escenario: va a haber una selección natural que degradará la temática de las «GAFAM».

  • ¿Cabe esperar que el conflicto entre China y EE. UU. sobre la tecnología se modere?

Creemos que no. Los intereses relacionados con la inteligencia artificial, el entrelazamiento de las cadenas logísticas de semiconductores y hardware y, por tanto, Taiwán, son demasiado opuestos como para esperar el fin o una moderación de las restricciones.

Nuestro escenario: el statu quo sería el escenario más optimista para nosotros

  • ¿Cabe esperar que otras partes del sector tecnológico también se derrumben?

El software de infraestructura tipo ERP (SAP, Oracle, Workday) está claramente en riesgo si la recesión va a más, al igual que la mayor parte de los semiconductores para la industria.

Nuestro escenario: en este contexto, recomendamos apostar por los sectores que ya han caído

En conclusión, ¿cuáles son los factores que impulsarán la recuperación del sector?

1. Una pausa en la subida de los tipos.

2. El fin de las revisiones a la baja de beneficios (algunos segmentos incluso se recuperan en bolsa entre seis y nueve meses antes de que los resultados toquen fondo).

3. La reanudación del ciclo de fusiones y adquisiciones.

4. La llegada de inversores oportunistas y activistas a los valores infravalorados.

De cumplirse estos criterios (nos vamos acercando), nos centraríamos primero en el sector de la tecnología en los mercados emergentes, luego en los semiconductores y, finalmente, en el software. Basta decir que el fin de la política china de «cero covid» podría propiciar un aumento del riesgo en las carteras, lo que sin duda beneficiaría al sector tecnológico.

Laurent Denize, Co-Cio en ODDOBHF AM y Brice Prunas, gestor de inteligencia artificial en ODDO BHF AM

¡Apóyanos para seguir creciendo!
Tiempo de Inversión
Proyecto especializado en la divulgación del ahorro y la inversión, el fomento del asesoramiento profesional y el seguimiento de la actualidad de los principales activos (renta variable, renta fija, materias primas, y más) y vehículos de inversión y financiación (fondos de inversión, capital riesgo, socimi, direct lending, etc) con el objetivo de ayudar a los inversores a tomar mejores decisiones en relación a su patrimonio. ¿Quieres anunciarte con nosotros?

Únete a la Newsletter y recibe todos nuestros artículos, vídeos y podcast en tu correo

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Desciende el estrés de los mercados financieros españoles

Desciende el estrés de los mercados financieros españoles

El indicador de estrés de los mercados financieros españoles cerró 2022 con una suave tendencia a la baja, dejando el índice en un nivel de riesgo medio de 0,45, según se recoge en el boletín trimestral correspondiente al cuarto trimestre del año publicado hoy por la...

Factores que dificultan el ahorro y la inversión en España

Factores que dificultan el ahorro y la inversión en España

El departamento de Educación Financiera de EFPA España ha elaborado un paper informativo donde analiza cuáles han sido históricamente y en la actualidad los principales elementos que hacen que el ahorro y la inversión en España sigan siendo una asignatura pendiente y...

Renta 4 comercializará los seguros de vida de Cáser

Renta 4 comercializará los seguros de vida de Cáser

Renta 4 comercializará los seguros de vida de Caser. Ambas entidades han alcanzado un acuerdo con el objetivo de afianzar la alianza establecida en el año 2013 y continuar impulsando el negocio asegurador, el crecimiento y la generación de valor añadido para ambas...

Criptoactivos: Las inversoras españolas aumentan su asignación

Criptoactivos: Las inversoras españolas aumentan su asignación

Según la última encuesta 'El Pulso del Inversor Minorista' realizada por eToro al final del cuarto trimestre, la proporción de inversores minoristas españoles que poseían criptoactivos alcanzó el 45%, cuatro puntos porcentuales más que en el trimestre previo (41%), a...

Pensiones: novedades y cambios en el 2023

Pensiones: novedades y cambios en el 2023

Comenzamos 2023 y, en lo relativo a las pensiones, presentes –jubilados- y futuras – actuales cotizantes-, hay actualmente novedades y cambios significativos. Próximamente tendremos aún más noticias, desde España se tiene que enviar a la Comisión Económica Europea la...

Alberto Roldán asume el cargo de director general de Metagestión

Alberto Roldán asume el cargo de director general de Metagestión

Metagestión, una de las gestoras de fondos de inversión independientes más antiguas en España, ha nombrado a Alberto Roldán, nuevo director general de la firma, en sustitución de Carlos Flores, que seguirá ligado al Grupo en un nuevo proyecto que englobará los...

SUSCRÍBETE A TIEMPO DE INVERSIÓN

Política de privacidad

¡Bienvenido a la comunidad de Tiempo de Inversión!